Amores a distancia

El viernes por la noche fue la última vez. ¡Al fin! Al fin se acaban casi 10 meses de amor a distancia…

Como de costumbre fui a cenar a casa de mis padres y después fuimos juntos al aeropuerto, a buscar a Mr. Mas. Sería el último finde… en dos semanas ya estamos de nuevo viviendo juntos.

Estos diez meses he descubierto muchas cosas… me encantan los aeropuertos en su zona de llegadas… sin embargo detesto la zona de salidas. Bastan tan solo dos minutos en uno y otro lado para darse cuenta de que la diferencia entre una y otra parte es inmensa. La gente está con las emociones a flor de piel en ambas, pero las despedidas son muchísimo más tristes que las bienvenidas.

Los típicos abuelos que reciben a sus nietos con preguntas sobre si tienen hambre, si han pasado frío… las parejas que llevan separadas días, meses o años que parecen eternidades… la verdad es que da pena… yo siempre termino llorando cuando voy a buscar a mi marido… es cuando realmente uno es consciente de lo que duele la separación de los seres más queridos.

Y pronto un cambio de cromos… cambiaremos la distancia entre nosotros por distancia con nuestras familias… y creo que será duro, pero espero que no tanto como vivir a 900 km de mi marido…

Recuerdo el día en que se fue… un domingo por la mañana y después de desayunar. Le acompañé al coche que estaba aparcado abajo… y fue muy muy triste. Muy triste de verdad. Creo que los dos lloramos horas. Yo en casa y él conduciendo… y ya pasó. He contado las semanas… y quedan 2.

2.

Ya sabéis que soy positiva, y por suerte siempre tengo mil cosas que hacer… pero casarse y vivir juntos tres días casados, solamente, ha sido un golpe duro. Uno se hace expectativas, tiene necesidad de pasar el tiempo con la otra persona… y entre el gasto que supone y que no formar parte de la cotidianeidad del otro no es para nada tarea fácil… pues llega un momento que es cansado. Tonterías como: cómo irá vestido hoy? qué se hará de comer? cómo serán las personas con las que trabaja? y lo peor… cuando se pone enfermo y está solo… ¡en fin! Que os recomiendo encarecidamente si esta es también vuestra situación que pongáis una fecha de caducidad a la distancia, si no es imposible. Y que al final, como siempre en pareja, son muuuuchooo más importantes los objetivos y retos de la pareja que el de sus individuos independientemente por sí mismos.

Este finde iré a pasarlo con él a Almería. La tierra que tan bien le acogió. Llena de buena gente. Será tristote, pero Mr. and Mrs. Mas van a aprovechar la nueva oportunidad que les ha dado la vida. Y siempre palante!!!

Esther

 

20140714-215227.jpg

Un pensamiento en “Amores a distancia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s