My neighbors

Con los vecinos puedes tener buena o mala suerte. Nosotros personalmente hemos tenido muy buena suerte. Vivimos en un edificio que siendo pequeño y con tan sólo tres plantas tiene más de 30 vecinos, bueno más porque en cada piso no vive una persona sola, claro.

Como os digo, la verdad es que no nos podemos quejar. El ambiente del edifico en general es de gente joven, hay muy buen rollo y NI UN SOLO vecino toca——. Eso sí, creo que somos los únicos que no tenemos perro. Me sorprende ver a tanta gente con perro en pisos. Yo lo del perro lo tenía más asociado a casa con jardín o espacio donde éste pueda correr, más que nada porque además los pobres tienen que sacarlos, mínimo, mañana y noche, llueva o no, cosa que a mi me daría una pereza terrible. Lo bueno es que aun habiendo tanto perro no se oye ni un solo ladrido, os lo juro, no molestan ni lo más mínimo, cosa que por otro lado es de agradecer.

A finales del año pasado tuvimos un problema con el IBI, impuesto carísimo que nos toca pagar a los inquilinos y que cada año es más caro. A raíz de esto algunos vecinos se encargaron de crear un grupo de whatsapp que hoy todavía sigue vivo. Hay algunos días que sinceramente agobia un poco porque somos muchos y cuando la gente empieza a escribir se pueden llegar a mandar más de 500 whatsapp, sin embargo y pese a estos momentos de agobio a nosotros, formar parte de este grupo nos ha salvado de más de un apuro. Un día, hace poco, volvimos a cerrar la puerta de casa con las llaves puestas por dentro, antes de llamar al cerrajero preguntamos por el grupo de vecinos si alguien sabía abrir puertas y resulta que una vecina las abría en un momento, con una tarjeta y en menos de un minuto nos había abierto la puerta! nosotros se lo agradecimos eternamente porque sería la tercera vez que viene el cerrajero, pero el resto de la comunidad no se si se quedó tranquilo sabiendo que una vecina abría puertas tan fácilmente!😉 Otro día se perdió un perro del barrio y los vecinos lo acogieron dándole agua, comida etc hasta que encontraron a su dueño, son muy buena gente la verdad. Si tienen que venir a dejar alguna cosa a tu casa y no estás, preguntas si alguien está
en casa y no tienen ningun problema en abrir la puerta y recoger el paquete. Ya os digo, hemos tenido suerte.

Finalmente y después de tanto mensajito, el pasado fin de semana organizamos una cena  en casa de un vecino, colgamos un papel en el ascensor para que cada uno se apuntara y se adjudicara alguna cosa de comida o bebida, en un momento se organizó una buena cena, que aunque nosotros nos fuimos pronto, se ve que se alargó hasta el amanecer, y nosotros sin oír nada durmiendo plácidamente.

la foto-13

Que tengáis un buen fin de semana, yo este voy a intentar descansar un poco.

Maria

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s